TARIMA EN MADRID

Si está considerando instalar en su casa o negocio tarima, lo primero a considerar es conocer a que nos referimos exactamente cuando hablamos de tarima. Cuando hablamos de este suelo hay que decir que se trata de laminas flotantes, es decir a diferencia del parquet que va pegado al suelo la tarima flotante se coloca directamente sobre un suelo (el cual debe estar perfectamente nivelado) y van unidas sus diferentes laminas a través de un sistema de anclaje tipo click. Dentro de las tarimas, hay que dividirlas en dos tipos: las tarimas de madera y las sintéticas. La primeras suelen ser unas laminas que tienen una base de diferentes tipos de composición sobre las que van colocadas una capa de madera que suele ser aproximadamente de unos 3 milímetros de espesor de madera natural. Por el contrario las maderas sintéticas suelen tener entre los 8 y los 14 milímetros de espesor y están catalogadas entre si en relación a sus calidades y por su resistencia a la abrasión, por un indice con las categorías AC-3, AC-4, AC-5 siendo este ultimo el más resistente a la abrasión y por lo tanto el que nos permite que se mantenga sin deteriorarse un mayor número de tiempo.

La mayor ventaja de la tarima es su gran oferta de tonos y tipos de maderas pudiendo elegir desde los estilos más más rústicos hasta los más modernos. Además las tarimas sintéticas han mejorado tanto su diseño que resulta difícil en ocasiones conocer si se trata de un material sintético o de madera. Otra de sus ventajas es su resistencia tanto al ralladuras, exposición al sol o golpes, además su mantenimiento es muy sencillo y fácil. Por último señalar que otra de sus principales ventajas es el precio pudiendo ir desde modelo muy baratos hasta otros de una gama más alta. Si se decide por este tipo de suelo no dude en contactar con nuestro equipo de parquetistas Madrid para disfrutar del presupuesto más ajustado dentro de la Comunidad de Madrid y de unos profesionales con experiencia y seriedad.